Lanzarote, Fuerteventura, Gran Canaria, Tenerife y La Palma sabrán este viernes si pasan a fase 2

21/05/2020

Tras una reunión con el Ministerio de Sanidad, el consejero Julio Pérez resaltó que el ministro Salvador Illa "ha valorado muy positivamente el trabajo realizado en Canarias tanto por las capacidades sanitarias asistenciales como por las de captación y control de los casos sospechosos".

La Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias y el Ministerio de Sanidad han compartido esta tarde los informes que ha presentado Canarias para que las islas de Lanzarote, Fuerteventura, Gran Canaria, Tenerife y La Palma pasen el próximo lunes 25 a fase 2 de la desescalada. La decisión final se tomará el próximo viernes por ambas administraciones y la anunciará el Ministerio en rueda de prensa.

El consejero de Sanidad, Julio Pérez, explicó que el ministro Salvador Illa "ha valorado muy positivamente el trabajo realizado en Canarias tanto por las capacidades sanitarias asistenciales como por las de captación y control de los casos sospechosos". "Por este motivo y por las cifras actuales de contagios, aunque debemos ser muy prudentes, creemos que el próximo viernes es muy probable que podamos tener la buena noticia de que las medidas de alivio se vean ampliadas a la población de todas las islas tal y como disfrutan en estos momentos las islas de La Graciosa, La Gomera y El Hierro", añadió.

Julio Pérez insistió en que pese a que se pueda pasar a una fase de mayor libertad de movimientos, "es muy importante seguir siendo prudentes y mantener las medidas de seguridad para evitar picos y rebrotes de la pandemia".

El director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias del Ministerio de Sanidad, Fernando Simón, valoró especialmente la capacidad que ha tenido Canarias desde el inicio de la pandemia COVID-19 de detección precoz de los casos y en el seguimiento de los mismos. Por este motivo, el Ministerio ha valorado especialmente el sistema canario de rastreo. Un sistema que se inició con modelos diferentes pero igual de eficientes que, ahora, tienden a unificarse.

En este sentido, se ha explicado al Ministerio cómo Canarias ha optado por que la labor de rastreo y búsqueda de los casos descanse en Atención Primaria, porque son los equipos de Atención Comunitaria los que mejor conocen tanto a sus pacientes como a los entornos donde se mueven.

Además de esta capacidad, el Ministerio también ha aprobado la capacidad de los laboratorios de microbiología de Canarias que han logrado incrementar el número de pruebas diagnósticas pasando de las 700-900 PCR al día a las 2.000-3.000 actuales.

Otro de los puntos que se ha valorado por el Ministerio es la adaptación de los centros de salud y de los hospitales a la desescalada sanitaria con el retorno a la actividad asistencial pre-COVID pero con las medidas necesarias para garantizar la seguridad de usuarios y personal sanitario.